Noticias

Las comadronas tradicionales, agentes de desarrollo

1 Enero 2016
Chimaltenango, 23 de mayo. En el marco del Día Internacional de la Partería, el Fondo de Población de las Naciones Unidas, UNFPA y el Ministerio de Desarrollo Social reconocen y elogian la importante labor de las comadronas tradicionales en promover la salud y asegurar embarazos, partos sin riesgo y puerperio saludable para las mujeres, sus hijas e hijos, propiciando impactos positivos en las familias y las comunidades.

En un conversatorio realizado en Chimaltenango, con presencia de comadronas y servidores de salud tradicionales, tres ponentes compartieron visiones acerca del papel de las comadronas tradicionales en el desarrollo del país: el Doctor Antonio Petzey, Director del Programa de Salud Reproductiva del Ministerio de Salud; la Directora de la Red de Organizaciones de Mujeres Indígenas por la Salud Reproductiva (REDMISAR) Silvia Xinico y la Representante de UNFPA en Guatemala, Leonor Calderón. Moderó el conversatorio José Roberto Luna, consultor de Juventud y Educación de UNFPA.

Durante el conversatorio, se refirió que el derecho a la salud es un derecho humano básico que deben disfrutar todas las mujeres y que según la ENSMI 2008-2009 (Encuesta Nacional de Salud Materno Infantil), un promedio de 42.4% de los partos y más del 30% del control prenatal es prestado por comadronas tradicionales. En algunas regiones del país, la atención del parto por comadrona es mayor del 70%.

Se evidenció la relevancia para Guatemala del fortalecimiento de las comadronas tradicionales quienes cumplen un complejo rol que va más allá de la prestación de un servicio de atención del parto, ya que también desarrollan la atención prenatal, la curación de la madre y de los recién nacidos y apoyo la salud emocional y espiritual. Además, son lideresas que promueven la preparación de las comunidades en la atención de las emergencias obstétricas, ofrecen servicios de planificación familiar y apoyan a las familias para mejorar la seguridad alimentaria. Participan en la vida comunitaria y ejercen un rol orientador en las relaciones sociales.
A solo 3 años de alcanzar el plazo para el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, en especial los relacionados con la salud de las madres y de los recién nacidos (ODM 4 y 5), es urgente fortalecer los sistemas de salud desde los proveedores tradicionales de servicios, especialmente favoreciendo el reconocimiento de las comadronas en su rol intercultural y de movilizadoras de las comunidades en favor de la salud integral de las mujeres.

El conversatorio cerró con un llamado a reconocer a las comadronas tradicionales como heroínas de la salud de las mujeres, las niñas y los niños, impactando positivamente la vida de las familias y las comunidades y poniéndolas en camino del desarrollo.